¿Cómo hacer separación de bienes? Trámites y Ventajas

¿Quieres saber cómo hacer separación de bienes? Aquí lo tienes: trámites, capitulaciones matrimoniales y ventajas.

Qué es el régimen económico matrimonial

El régimen económico matrimonial es la organización económica de los bienes adquiridos durante el matrimonio.

En el código civil español hay tres regímenes económicos matrimoniales

– Sociedad de gananciales

– Separación de bienes 

– Régimen de participación.

En este artículo voy a hablarte en detalle de cómo hacer separación de bienes. 

En España, el régimen matrimonial que se establece por defecto es el de gananciales. Aunque en algunas comunidades autónomas como Catalunya, Aragón, Baleares, Navarra y Vizcaya, se aplica el de separación de bienes al contraer matrimonio.

Características de la separación de bienes

Hay parejas que me preguntan cómo hacer separación de bienes después de llevar años casadas. Aunque es posible, resulta más complicado que si lo hubieran decidido así antes de casarse.

Por eso es recomendable hablarlo antes del matrimonio, ya que el régimen económico no solo afectará a la pareja si se separa, sino que va a condicionar la economía familiar en general. 

Puedes ampliar esta información en el artículo: ¿Separación de bienes o gananciales? Cómo influye el régimen económico al matrimonio.

En la separación de bienes cada cónyuge conserva la propiedad y administración de sus bienes tras contraer matrimonio. Cada uno es dueño de su patrimonio personal, del que tenía antes de casarse y del que genere posteriormente.

Lo mismo ocurre con las deudas, corresponden a cada uno individualmente, con excepción de la contraídas de forma conjunta. Por eso deberás tener en cuenta qué consta en el contrato de deuda, el origen de la misma, etc. 

El régimen de separación de bienes prevé que cada miembro de la pareja contribuya de forma proporcional a su patrimonio a las cargas familiares. Es decir, ambos corren con los gastos habituales de la familia.

Cómo hacer separación de bienes: Trámites

El primer paso es el consentimiento de las dos partes. Debéis estar de acuerdo en que los dos queréis separación de bienes.

Recuerda que, en algunas CC. AA., al casarte ya tendrás de forma automática este régimen económico matrimonial. 

¿Y en el resto del territorio nacional? En el resto debéis redactar un documento del que os hablo en el siguiente apartado.

Capitulaciones matrimoniales

Así se llama el documento que recoge las normas que van a regular la relación económica de vuestro matrimonio. En las capitulaciones vais a especificar qué régimen económico matrimonial elegís. También podéis incluir otros aspectos relacionados con el mismo, como acuerdos personales,  todo lo relacionado con herencias, información relevante sobre propiedades presentes y futuras, etc.

Las capitulaciones matrimoniales es imprescindible elevarlas a público ante Notario, quien comprobará que lo pactado no es contrario a la ley ni al orden público.

Para que sean válidas deben inscribirse en el Registro Civil del lugar junto con el matrimonio.

Antes o después del matrimonio

Lo habitual es que la separación de bienes se lleve a cabo antes del matrimonio, es la forma más sencilla. Una vez realizados los trámites pertinentes dispondréis de un año desde la firma notarial para casaros. De lo contrario se perderá su validez y deberá repetirse el trámite.

Por supuesto, también podéis cambiar a este régimen una vez casados. En este caso, las capitulaciones tendrán la finalidad de sustituir, modificar o estipular el régimen económico matrimonial aplicable a partir de ese momento. Es decir, no tendrán efecto retroactivo.

¿Cuándo se pueden modificar las capitulaciones matrimoniales?

Se pueden modificar en cualquier momento y el número de veces que desee la pareja. La única condición es que ambos estén de acuerdo en hacerlo y así lo manifiesten.

Este trámite deberá realizarse ante Notario quien lo elevará a Escritura pública.

Ventajas e inconvenientes de la separación de bienes

Ahora que ya sabes cómo hacer separación de bienes,  vamos a detallar sus ventajas en distintas circunstancias.

Ventajas de la separación de bienes

1. La libertad de disposición de los bienes propios sin tener que contar con el permiso del cónyuge.

2. Cuando uno de los dos es profesional libre o empresario. Así la economía familiar estará separada de la laboral.

3. En caso de que uno de los cónyuges contraiga deudas, estas no recaerán sobre el otro ni sus bienes, con la excepción de las deudas por cargas familiares.

4. Si uno de los dos tiene un patrimonio familiar grande y lo quiere preservar en la familia. Es una forma de protegerlo en caso de divorcio.

5. En este régimen económico no se comparten las herencias ni donaciones. Puede ser una ventaja si así lo entendéis los dos.

6. En caso de divorcio no es necesario hacer reparto de bienes ya que cada uno conserva los suyos. 

7. Tiene ventajas fiscales frente al régimen de gananciales.

8. Cuando haya hijos no comunes de uniones anteriores, es preferible el régimen de separación de bienes.

Incovenientes de la separación de bienes

El inconveniente principal en este régimen económico en caso de divorcio, es la desprotección de uno de los cónyuges frente al otro, especialmente cuando se ha dedicado a atender el hogar y a los hijos. 

Puede que el matrimonio haya decidido que uno de los dos deje su trabajo unos años por este motivo y, si hay una separación, su situación económica particular se vea perjudicada.

Por eso la ley contempla la opción de solicitar una pensión compensatoria que ayude a equilibrar la economía de los dos después de la ruptura. 

¿Qué es y cuándo corresponde la pensión compensatoria?

Si estás interesada en saber cómo hacer separación de bienes, también es importante que tengas información sobre la pensión compensatoria.

Es una prestación que, después del divorcio, uno de las partes paga a la otra cuando la ruptura de la pareja haya creado un desequilibrio económico respecto a la situación que tenía previamente uno de ellos.

El Código Civil, en el artículo 97, recoge los criterios que se tienen en cuenta para determinar si corresponde. Estos son:

  • Acuerdos a los que hubieran llegado los cónyuges.
  • La edad y el estado de salud.
  • La cualificación profesional y las probabilidades de acceso a un empleo.
  • La dedicación pasada y futura a la familia.
  • La colaboración con su trabajo en las actividades mercantiles, industriales o profesionales del otro cónyuge.
  • La duración del matrimonio y de la convivencia conyugal.
  • La pérdida eventual de un derecho de pensión.
  • El caudal y los medios económicos y las necesidades de uno y otro cónyuge.
  • Cualquier otra circunstancia relevante.

La pensión compensatoria puede establecerse por un tiempo (por ejemplo, hasta que el excónyuge que la recibe vuelva a casarse) o de forma indefinida. También puede ser mensual o en un solo pago.

Conclusión: cómo hacer la separación de bienes

En conclusión, la separación de bienes es una opción ventajosa en determinadas situaciones. Los trámites van a variar en función de la Comunidad Autónoma en la que vivas. Si quieres que tu regimen economico matrimonial sea el de separación de bienes, deberás firmar capitulaciones matrimoniales ante Notario e inscribirlo en el Registro Civil correspondiente.

Es conveniente que la pareja dedique un tiempo a considerar qué régimen económico es más beneficioso en su caso y haga los trámites pertinentes antes del matrimonio, aunque siempre se puede cambiar después. Si necesitas asesoramiento para constituir capitulaciones matrimoniales, estaré a tu disposición para estudiar tu caso concreto. 

Abrir chat
1
Hola
¿En que te puedo ayudar?